Salud Visual

21 octubre, 2020

¿Trabajando desde casa? ¿Fatiga visual? Recomendaciones para cuidar tus ojos

En la actualidad, es muy común pasar un gran número de horas al día frente a pantallas, bien sea por trabajo o por ocio. Esto puede llegar a ocasionarnos una serie de síntomas que empeoran a lo largo del día y pueden variar de una persona a otra. Los más característicos son: sequedad ocular, irritación, lagrimeo, dolores de cabeza, enrojecimiento de los ojos, dificultad para enfocar, sensación de congestión o dolor en el puente nasal o en las cuencas de los ojos… Estos síntomas son lo que se conoce como fatiga ocular digital o síndrome visual digital y, según estudios, afecta a alrededor del 90% de las personas que utilizan el ordenador más de tres horas seguidas al día.

La prevención es lo más importante.

Si eres una de las muchas personas a las que les ocurre esto, lo mejor es que sigas una serie de pautas para evitar que los síntomas aparezcan:

1- Revisa tu visión.

En muchas ocasiones, estos síntomas están provocados por una graduación no corregida, incluso en gente que cree ver bien. Te sugerimos que pidas cita con tu Óptico-Optometrista para un examen visual completo. De este modo, sabrás si estás llevando la graduación más adecuada para trabajar.

Examen optometrico pide tu cita

 

2- Utiliza la luz adecuada.

Es importante trabajar con buena iluminación tanto ambiental como en el punto de trabajo, así como ajustar el brillo (ni demasiado intenso ni demasiado tenue) y la resolución de la pantalla. De este modo, puedes evitar acelerar la aparición de los síntomas. También es fundamental colocar las fuentes de iluminación de tal manera que no produzcan reflejos en la pantalla, para no exigir un sobreesfuerzo a nuestros ojos.

Luz y postura adecuada

 

3- Adopta una posición adecuada.

Cuando trabajas con el ordenador, es importante que mantengas una buena postura. De este modo, se pueden evitar diversos dolores, no solo los relacionados con la visión. Debes estar sentado correctamente, la parte superior de la pantalla tiene que quedar ligeramente por debajo de los ojos y a una distancia de unos 50-65 cm.

4- Realiza breves descansos.

Cuando pasamos mucho tiempo mirando a una distancia próxima estamos sometiendo a nuestros ojos a un mayor esfuerzo acomodativo. Para minimizarlo, se recomienda seguir la regla del 20/20/20, que consiste en que cada 20 minutos hagamos una pausa de 20 segundos para mirar a más de 20 pies de distancia, o lo que es lo mismo, 6 metros. Es decir, haz descansos breves pero frecuentes para levantar la vista de la pantalla y mirar lo más lejos posible.

5- Parpadea.

Parece una tontería, pero está demostrado que, cuando estamos concentrados en una pantalla, disminuye la frecuencia del parpadeo. Es decir, parpadeamos menos, lo que provoca esa sequedad ocular que podemos notar como picor, escozor, lagrimeo… Por eso es importante que nos acordemos de parpadear. Si aun así sigues notando esa sequedad, puedes hidratarlos con una lágrima artificial. Puedes pedir a tu Optometrista que te recomiende la más adecuada para tu caso, ya que no todas son iguales. También ayuda utilizar un humidificador.

6- Utiliza un filtro de luz azul.

La exposición a luz azul-violeta que emiten las pantallas está relacionada, entre otras alteraciones, con el estrés visual. Por este motivo, si utilizas gafas para trabajar, es interesante que incluyan un filtro para esta luz de alta frecuencia.

Filtro de luz azul

 

¿Fatiga visual o vista cansada?

Queremos destacar que la fatiga visual no es lo mismo que la vista cansada. La fatiga visual se debe a un sobreesfuerzo visual y se puede combatir poniendo en práctica las recomendaciones que hemos dado. Sin embargo, la vista cansada es un defecto visual que se produce por el paso de los años debido a cambios fisiológicos en las estructuras del ojo. Es lo que también llamamos presbicia y se pone de manifiesto a partir de los 40-45 años. Ante esta última condición, lo mejor es acudir a tu Óptico-Optometrista para que, tras un examen visual completo, pueda recomendarte la mejor solución en función de tus necesidades concretas.

 

En L’Atelier Óptica estamos encantados de asesoraros y resolver vuestras dudas. Si te ha quedado alguna, no dudes en consultarnos.

¿Quieres recibir nuestros consejos sobre salud visual e historias inspiradoras?

Últimos POSTS